miércoles 30 de septiembre de 2020 - Edición Nº472

Sector Inmobiliario | 23 mar 2020

En medio de la incertidumbre

En guardia ante el Covid-19

Los desarrolladores toman medidas de prevención para que no sigan cayendo las operaciones. Qué pasará después de la cuarentena


La incertidumbre por la extensión de los efectos del Covid-19 sobre la parálisis del mercado inmobiliario se potencia en un sector que venía en franca caída, sin perspectiva de identificar su piso, en el que está incluido el Real Estate, y los desarrollos corporativos. 


“Lo cierto es que si ya veníamos complicados, esto traerá más depresión. Sabemos que hay operaciones que se estaban por concretar y se han caído porque tanto los profesionales que intervienen, como los escribanos, por ejemplo, compradores y vendedores, temen reunirse por la posibilidad de un contagio, así que se han postergado para luego del 1 de abril”, dijo Armando Pepe, presidente del Colegio Único de Corredores Inmobiliarios de la Ciudad de Buenos Aires (Cucicba), entidad que dispuso suspender todo tipo de reuniones, cursos, y talleres que estaban programados. 


Sobre lo que puede pasar y si el coronavirus dejará secuelas en este segmento, Ana Simeone, presidenta de Ana Simeone Inmuebles Corporativos, dijo que  “nuestro sector viene muy castigado desde hace más de dos años. Obviamente, que este freno a la actividad nos parece muy atinado para proteger la salud de los ciudadanos. Más allá de eso, esta interrupción generará más recesión. En el ámbito residencial se postergaron las visitas, ya sea por tasaciones o por ventas.


Por su parte, están los que en este contexto, piensan en lo que puede suceder, y con una visión optimista aconsejan acciones que pueden llevarse adelante para que la industria no caiga y esté preparada para luego de que pase la tormenta de la pandemia. "Por ejemplo, teniendo en cuenta que la llegada del frío crearía un contexto más propicio para la propagación del virus, sugiero a los clientes y colegas, anticipar las visitas o definiciones comerciales en las próximas semanas, y como prevención. Antes de visitar una propiedad o al encontrarse con otra persona, preguntar si estuvieron vinculados con algún factor de riesgo vinculado con el Covid-19”, dijo Juan Pablo Baca, consultor de Coldwell Banker Argentina & Uruguay. 


Algunos consultados sostuvieron que, iguiendo con las recomendaciones de las entidades especializadas en lo medicinal, sería aconsejable que quienes quieran ofrecer su propiedad y evitar la sociabilidad, por estos días, carguen todos los datos, fotos y videos en las plataformas de preferencia. Situación, que permitirá adelantar pasos comerciales (visitas y reuniones) antes del encuentro personal, filtrando solicitudes y trámites innecesarios”, acotó Baca. 


La mayoría de los entrevistados destacaron a que es prematuro aventurar cómo culminará la situación, que se puede comparar con lo sucedido por la Gripe A (en 2009-2010), pero allí el mercado sufrió los efectos de la llamada crisis de las hipotecas y el arrastre mundial. 


“Estamos transitando el día a día de la pandemia, y estamos teniendo un impacto negativo con la cancelación de visitas a las propiedades ocupadas por sus propietarios o nuevas tasaciones que ya estaban programadas. Evidentemente con el correr de los días se irá vislumbrando una desaceleración de la actividad que se sumará a la que ya traía el sector”, dijo el arquitecto Marcelo Langone, asociado en Di Mitrio Inmobiliaria. “Eso no significa dejar de trabajar, sino que sólo estarán disponibles para reuniones programadas o por pactarse y deberán seguir con todos los protocolos sugeridos quienes participen en ellas. Por otra parte, contamos con todos los recursos tecnológicos para hacer teletrabajo, mantener reuniones a distancia (personales o grupales) y principalmente una calidad en la presentación de nuestras propiedades (fotos, videos, plano y descripciones)”, amplió. 


Más allá de la decisión unilateral que pueda surgir de alguien que desee cancelar una tasación o una visita, algunas empresas del sector comienzan a ofrecer barbijos, guantes de látex y alcohol en gel a quien lo desee (propietarios, interesados y los que trabajan aún en la calle) para poder extremar las medidas de higiene con el fin de poder seguir trabajando bajo las nuevas condiciones sanitarias. 


Por estos días, otras empresas, hicieron que todos los empleados mayores de 60 años se asocien al teletrabajo, y que sólo los más jóvenes trabajen en el lugar con altas medidas de cuidado. “No nos saludamos con un beso, y a los clientes, lo hacemos a la distancia recomendada. Si nos reunimos en un bar o confitería, que sea al aire libre. En nuestro edificio, todo se limpia con vinagre, desinfectantes en suelos y aerosol, se lavan las manos cada 10 ó 15 minutos, no usamos los celulares de otros compañeros, ni hablamos desde otro interno que no sea el nuestro. Los baños se lavan con lavandina, entre otras acciones para prevenir el coronavirus”, explicó Ana Simeone. 


La arquitecta Liliana Altman, directora de Altman Construcciones, la desarrolladora de Altman Eco Office, manifestó: “Debido a que el virus se contagia por contacto directo con estornudos o tos de personas infectadas, solo podemos ”. 


Lo cierto es que las empresas del Real Estate se acoplan en sintonía con los acontecimientos y frente a un inestable mercado financiero, un consumo retraído y una coyuntura adversa, “las inversiones conservadoras se destacarán sobre el resto, y el mercado inmobiliario forma parte de este grupo privilegiado. Dato de interés para las propiedades que pueden satisfacer esta necesidad”, agregó Baca. 


LA CONSTRUCCION

Una de las entidades principales que rigen esta industria, como la Cámara Argentina de la Construcción (Camarco), destacó la importancia de los anuncios realizados por el Gobierno en materia de transferencia de ingresos para la población más vulnerable y de alivio para el sector productivo. Entre las medidas que impactan positivamente en el escenario edilicio, sobresale el relanzamiento del Plan Procrear.


Diego Curais, del área de coordinación general del Grupo Portland, puntualizó: “la situación impacta en el día a día de la actividad de la empresa, tanto a nivel administrativo-comercial, como en las obras. No obstante, con la responsabilidad social que implica, Pero se debieron frenar desarrollos urbanísticos integrales en Añelo, cerca de Vaca Muerta, como en Neuquén (capital); y las obras ubicadas en Villa Crespo, San Isidro, Escobar y en varios desarrollos de alta gama en Buenos Aires, que incluyen inmuebles residenciales y corporativos. 


Fuente: tumedio.news

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS