lunes 27 de septiembre de 2021 - Edición Nº834

Sector Inmobiliario | 31 ago 2021

Temporada 2022

Cuánto saldrá veranear en Uruguay y en la Costa argentina

Quedarse en Punta del Este sale casi lo mismo que vacacionar en Pinamar o Cariló. Qué costos hay que tener en cuenta para cada uno de los destinos


Está por comenzar la primavera y la temporada alta de preguntas sobre qué hacer durante el verano. Aunque todavía falta un cuatrimestre, en algunos lugares de la Costa argentina ya se reporta una ocupación cercana al 35% para enero. Y este verano habrá más competencia: Uruguay está pronto a reabrir sus fronteras para viajeros con dos dosis de la vacuna. En el país oriental se espera un verano con gran afluencia de argentinos, aunque quizás más tímidos que otros años por el tipo de cambio desfavorable.

Primero, los precios en la Costa argentina. Todavía no hay demasiadas certezas sobre los precios de alquiler en Mar del Plata, explicaron martilleros de la zona. “Mar del Plata está en pesos y no en dólares y los valores que se van a fijar van a tener que ver con la inflación; a fines de septiembre los lanzaremos”, confirman. En cambio, en Pinamar y Cariló la mayoría de las propiedades hoy se ofrece para el alquiler en dólares, si es que se ofrecen.

Como en 2020, explica Silvia Melgarejo, de Constructora del Bosque, todavía hay muchos propietarios en Cariló que no definieron si van a usar sus casas o no, por lo que todavía no las publican. Hay alrededor de 2000 viviendas que se alquilan cada año en la playa bonaerense, por lo que se esperan valores altos. Para la primera quincena de enero, desde el 28 de diciembre hasta el 15 de enero, en Cariló se piden a partir de US$2200 (alrededor de $374.000 al tipo de cambio oficial minorista del viernes pasado) para una casa con tres dormitorios y dependencia, explica Melgarejo, y US$2600 para cuatro dormitorios. El nivel de reservas a esta altura del año es un 15% más que en agosto pasado y está en un 40%, detalla, pero para enero se espera una ocupación del 100%.

En Pinamar, detalla Roberto Castelbajac, de Marcel Gestión Inmobiliaria, una casa estándar para seis personas se alquila desde US$2200 por quincena en enero; una casa para ocho desde US$3500 y las casas exclusivas sobre el mar o en barrios privados para 10 personas en adelante, por US$7000. El nivel de consultas es superior al de la temporada pasada y asegura que, de la oferta de su empresa, ya hay un 60% reservado para el primer mes de 2022.

A los costos del alquiler en la costa dolarizados hay que sumarle el del traslado que, para un auto estándar, podría ser un tanque de nafta (alrededor de $4500 si se carga en Capital Federal) y los peajes. Además, una comida en un parador pinamarense con una entrada, cuatro platos principales y cuatro gaseosas cuesta $2500 por persona a esta altura del año. Resta ver cuáles son los valores para cuando inicie la temporada.

En el caso de Uruguay, la cuenta es distinta, porque todo paga impuesto PAIS y retención del 35%, ya que son compras en moneda extranjera. Suponiendo que se opta por viajar en ferry, hay que calcular alrededor de $137.000 para cuatro, sin contar el valor de la bodega. Tests PCR para cuatro suman alrededor de $28.000. El alojamiento en uno de los complejos más conocidos de Punta del Este se ubica alrededor de $352.000 por ocho noches.

Paula Cristi, gerente general de Despegar para Argentina y Uruguay suma algunos precios de referencia para diciembre vigentes al 27 de agosto, con una estadía de cinco noches para dos personas. En Colonia, un alojamiento situado en la orilla con pileta por $25.000. En Punta del Este, un alojamiento con zona privada de playa y pileta desde $60.000. Y en Montevideo, un alojamiento en el Barrio de Las Artes con vista al río y pileta cubierta, por $32.000.

Según un relevamiento que realizó Tn.com.ar entre habitantes de Punta del Este, comer en una parrilla promedio cuesta alrededor de US$20 o $3400 por persona, por lo que para cuatro la cuenta final sería de casi $14.000. Llenar el tanque del combustible del auto vale alrededor de US$80 o $13.500. Un café con una medialuna, alrededor de US$5 u $850 por cabeza.

Si bien Punta del Este no es uno de los destinos más económicos del mundo, Uruguay resultará caro para los argentinos este año. Durante todo 2020 y lo que va de 2021, las casas de cambio y los bancos uruguayos tuvieron sus pizarras distorsionadas. El valor de compra del peso argentino (es decir, el número al que lo toman) perdió un 70% en un año.

La manera más gráfica de verlo es con el “dólar BROU” (bautizado así por el valor al que se compran dólares con pesos argentinos en el Banco República Oriental de Uruguay, donde se pueden conseguir por alrededor de $890, un valor muy alejado del los $182 por los que se consigue un billete verde paralelo en la Argentina. Esa cifra aumentó 222% en un año, entre agosto de 2020 y agosto de 2021.

Waldemar Álvarez, director de Gales Servicios Financieros, explicó que esa cifra es hoy muy dispersa. Por ejemplo, en la casa de cambio que dirige un dólar se puede comprar con $219, una cifra más cercana a la realidad local. “Hay que tener en cuenta que desde el 13 de marzo de 2020 las fronteras están cerradas y no hay negociación de pesos argentinos, como tampoco la hay de reales ni de las demás monedas de Sudamérica y Europa. Desde la pandemia hemos estado comprando pesos argentinos y nos han quedado estoqueados por no tener a quien vendérselos. Es seguro que si se abren las fronteras el mercado se va a acomodar y los precios del arbitraje van a ser más reales”, proyecta, y agrega una advertencia: hasta que los mercados no se regularicen, lo mejor para los argentinos será ir con dólares.

Fuente: TN.COM

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS