miércoles 25 de mayo de 2022 - Edición Nº1074

Negocios | 29 abr 2022

Negocios

Marcas de yerba apuestan al 'efecto Messi' para atenuar la caída de exportaciones

El mercado de la yerba mate tuvo una caída del 17% en sus exportaciones en 2021 y arrancó con números en rojo en 2022. Pero que sea reconocida como la infusión de Lionel Messi y el Papa Francisco despertó demanda en nuevos segmentos. También se apela a la nostalgia de los argentinos que emigraron


El mercado de yerba mate atraviesa un presente complejo impulsado por la ola de sequias y los incendios en el norte argentino. Con una marcada escasez en la materia prima, que se traducirá en una reducción del 30% de la oferta en el mercado local y una caída del 17% en los niveles de exportación, el sector apuesta al negocio de la nostalgia y al efecto Messi para atenuar los números rojos.

"Hoy nos enfocamos en exportar la yerba fraccionada en paquetes. Apuntamos al mercado nostálgico, es decir para los que viven en el exterior", explica Gustavo Redondo, gerente comercial de CBSé. 

Para el experto, este año la exportación de paquetes crecerá un 20% de la mano de la nueva moda que instalaron los jugadores argentinos y uruguayos en Europa. "A todos nos ayudó que Messi, Suárez y hasta el francés Griezmann, se muestren tomando mate en sus redes sociales. Eso hizo que el mate se convierta en una costumbre cool", explica.

La marca que exporta 1,4 millones de kilos, fraccionado, asegura que la yerba saborizada es lo más buscado por los extranjeros, que quieren imitar a sus ídolos, pero que no están acostumbrados al paladar amargo argentino. "El público que más lo demanda son los jóvenes. Las yerbas de jengibre y guaraná son las más buscadas", concluye.

La marca líder en consumo, Playadito, de Cooperativa Agrícola de Colonia Liebig, que, según explican en la empresa, representa el 14% del mercado total, hoy exporta a 12 destinos en el mundo, pero este segmento no representa más del 2%. "Apostamos al mercado de la nostalgia, sobre todo, en Europa, pero no es el fuerte de la marca", reconoce Gustavo Quatrin, gerente general de Playadito.

MERCADO INTERNO

En la Argentina, se consumen en promedio 6 kilos de yerba per cápita. Los principales jugadores del sector aseguran que el mercado interno es inelástico y no sufre grandes modificaciones. "Se toma mate todo el año", explica Raúl Karaben, socio de Cooperativa Piporé.

Según los datos del Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM), en 2021 se vendieron más de 282 millones de kilos, y entre enero y febrero de 2022 se acumularon 41,4 millones de kilos. Pero, como consecuencia de la sequía y de los incendios en los campos del norte argentino, se espera que en 2022 la producción esté un 50% por debajo del año pasado.

Pero, desde la llegada de la pandemia el consumo de yerba subió, en principio porque el mate dejó de compartirse y en segunda instancia porque el home-office impulsó el consumo en las casas.

El INYM registró un alza interanual, en las "salidas del molino", es decir la yerba mate en góndola del 5% entre 2020 y 2021"En 2021, nuestro mercado creció por encima del promedio, registrando un alza del 12%", comentó Quatrin de Playadito.

Pero la materia prima, producto de los incendios y la sequía en los campos, subió más de 150% su precio de marzo 2020 a hoy, lo que generó un fuerte aumento en el producto final.

"Un paquete de fideos equivalía antes a un paquete de yerba. Hoy esa comparación no existe más. El precio de la yerba es por lo menos tres veces el promedio de un paquete de fideos", explica una fuente del sector que tiene dos de las etiquetas más importantes de yerba del país.

Y, si bien hoy las principales marcas tienen stock de materia prima, desde el sector aseguran que no se va a producir a los niveles de 2021. "En general se está hablando de un 30% menos de cosecha para este año. Se está negociando con el Gobierno para empezar a importar hoja de yerba de Paraguay y Brasil que no han sufrido de sequias", explica la misma fuente.

EXPORTACIÓN A GRANEL

La yerba se exporta tanto a granel, es decir la hoja suelta, como envasada. El fuerte del negocio está en el primer mercado, aunque en los primeros meses del año se vio fuertemente afectado.

El empresario asegura que como consecuencia de las dificultades para exportar, sumado a las sequias es difícil cumplir con los compromisos adquiridos "no llegamos a cumplir con los pedidos". Esto genera un temor en el sector, que el principal mercado hoy se vuelque hacia Paraguay o Brasil.

"Hoy es muy difícil exporta por los costos de las navieras. Estos mercados al ver que Argentina no cumple con lo pactado se vuelca hacia los otros dos grandes productores: Brasil y Paraguay", concluye.

Fuente: Cronista

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS