jueves 18 de agosto de 2022 - Edición Nº1159

Sector Inmobiliario | 25 jul 2022

Informe

Cuarto mes consecutivo de aumento en la compra-venta de campos

A pesar de una desaceleración generada por el contexto económico, el alto precio de los granos sostiene la actividad.


Después de un fin de 2021 y comienzo de 2022 con muy poca actividad en el mercado inmobiliario rural, la cantidad de operaciones empezó a crecer en marzo impulsada, entre otros factores, por el alza en el valor de los granos generado por la guerra en Ucrania, y en Junio cumplió el cuarto mes consecutivo de suba en la actividad.

El dato se desprende del último informe de la Cámara de Inmobiliarias Rurales (CAIR), cuyo índice se ubicó en 35,75 puntos, levemente por encima de los 35,69 de mayo. El índice CAIR (InCAIR) busca reflejar la actividad del mercado inmobiliario rural en todo el país y se conforma, principalmente, por: resultados de la encuesta mensual de actividad efectuada entre socios de todo el país; cantidad de avisos publicitarios de campos en venta o alquiler en los principales medios gráficos de tirada nacional; cantidad de anunciantes en la web de CAIR; operaciones rurales realizadas en el periodo analizado; búsquedas y consultas efectuadas por inversores en la web de CAIR; y cantidad de avisos comerciales en las principales plazas del interior del país.

"En este período se observó una desaceleración de la actividad como consecuencias de diversas situaciones políticas y económicas. La creciente brecha cambiaria también fue un contrapunto negativo para el sector. Es evidente que la falta de gasoil y de lluvias atentaron contra la campaña y el ánimo de los productores. En la medida en que esta crisis no escale, el mercado inmobiliario rural debería continuar en estos niveles de actividad, sostenida por el valor de los granos, la inflación mundial y el valor actual de la tierra", afirmaron desde la Cámara.

Fuente: Clarín

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS