viernes 14 de junio de 2024 - Edición Nº1825

Negocios | 25 oct 2023

Internacionales

Por qué el precio de las propiedades es cada vez más inaccesible para los residentes de Florida

El crecimiento poblacional y la atracción del destino entre los ricos genera cambios en el mercado inmobiliario que hacen que algunos locales decidan buscar otros destinos para vivir


Desde hace mucho tiempo, Florida es conocido por ser uno de los estados más atractivos para quienes buscan un lugar para vivir en Estados Unidos.

Sin embargo, en los últimos años se ha registrado un incremento considerable en el precio de las propiedades, impulsado por la llegada de nuevos residentes con mayor poder adquisitivo que desplazan no solo a otros interesados en mudarse, sino también a quienes nacieron y crecieron allí.

“Las personas que se están mudando no son solo ‘ricas’, sino que tienen activos sustanciales. Poseen empresas y propiedades”, explicó la agente inmobiliaria del sur de Florida, Holly Meyer Lucas, en entrevista con Business Insider. La experta se dio cuenta de que actualmente hay un éxodo de profesores, enfermeros, bomberos y policías que buscan otras ciudades para vivir ante las presiones económicas.

Los analistas del mercado reconocen que quienes llevan años en las principales ciudades de Florida se desilusionan por los cambios en el estilo de vida a partir de la llegada de nuevos residentes y buscan otras ubicaciones como Knoxville, Tennessee; Greenville, Carolina del Sur; Huntsville, Alabama; y Asheville, Carolina del Norte, que fueron las metrópolis más buscadas por los floridanos entre julio y octubre de este año, según datos de Realtor.com.

La agente inmobiliaria Jill Cody, que ofrece propiedades en Greenville, Carolina del Sur, contó al medio citado que tiene muchos compradores originarios de Florida: “Lo que más me sorprende es que parecen estar desencantados con Florida debido a las multitudes, los huracanes, el calor y el creciente costo del seguro de vivienda”.

Como referencia del fenómeno de la llegada de personas que están dispuestas a pagar mucho por propiedades en Florida está el caso de Larry Ellison, el multimillonario fundador de la compañía de software Oracle, quien pagó US$173 millones por una casa en Palm Beach, lo que representa casi el doble de lo invertido por el anterior propietario y la cifra más alta jamás gastada en una vivienda en Florida, de acuerdo con Business Insider.

Otro de los influyentes recién llegados es el consejero de la consultora de inversiones Citadel, Ken Griffin, que trasladó las operaciones de sus negocios desde Nueva York, Chicago y Silicon Valley y recientemente anunció planes para convertir sus propiedades en Palm Beach en un complejo residencial de US$1 mil millones, la opción de vivienda unifamiliar más cara que jamás haya existido en el estado. 

¿Cuánto hay que pagar por vivir en Florida?

El precio medio de las viviendas en Miami aumentó un 67%, un 77% en West Palm Beach y un 38% en Fort Lauderdale desde enero de 2020 hasta septiembre de este año, según datos de la plataforma inmobiliaria Redfin. A pesar de este repunte, un estudio de la Florida Atlantic University refirió que los alquileres se estabilizaron recientemente, pero es poco probable que sean más accesibles en los próximos años.

Un estudio de Redfin reveló que quienes desean adquirir una propiedad en Florida en la actualidad requieren de un presupuesto 15% mayor que el año pasado y 50% más que cuando inició la pandemia de Covid en 2020. De tal manera que en Miami, por ejemplo, el ingreso anual necesario para adquirir una vivienda con precio medio supera los US$143 mil, lo que representa un pago mensual de US$3580 por la hipoteca.

Estas condiciones desafiantes del mercado de bienes raíces también pueden ser aprovechadas por las familias que dejan sus hogares en Florida, tal es el caso de Ryan Wilson, de 40 años, retirado del Ejército, y su esposa, que trabaja como enfermera; ellos vendieron su propiedad por US$425 mil, casi el doble de lo que habían pagado seis años antes. Con ese dinero compraron una casa de cuatro habitaciones rodeada de un gran terreno en Greenville, Carolina del Sur. “Solo queríamos ser más familiares y el suroeste de Florida es simplemente demasiado caluroso y las carreteras están congestionadas”, explicó Jami Wilson.

FUENTE :LA NACION

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS