jueves 18 de abril de 2024 - Edición Nº1768

Sector Inmobiliario | 21 nov 2023

Barrios atractivos

Palermo, Colegiales y Chacarita: la “triple frontera” barrial que es un boom entre los jóvenes

Esta zona de la ciudad crece gracias al efecto derrame de Palermo Hollywood y es la preferida por los jóvenes


Un nodo es un punto de conversión, una zona convergente; un espacio en el que confluyen parte de las conexiones de otros espacios que comparten sus mismas características y que, a su vez, también son nodos. El mercado inmobiliario simplifica el concepto ya que en CABA, hay varios barrios en los que sus límites se funden y se confunden, conformando verdaderos nodos, en este caso, inmobiliarios.

Entre Chacarita, Colegiales y Palermo se ha formado uno de ellos, con multiplicidad de oferta. En principio, vale consignar los valores de referencia para comprobar en cuánto oscilan los precios de acuerdo con el lado de la “triple frontera” en que se ubique el emprendimiento. Según los ultimos datos del Index de Zonaprop, el metro cuadrado cotiza a US$2368, US$2551 y US$2987, respectivamente.

La data enmarca el testimonio de Rodrigo Saldaña, gerente comercial de Oslo Propiedades, inmobiliaria que comercializa varias iniciativas en el área: “Normalmente el público que prefiere esta zona es de Palermo, que busca pagar algo menos que en el corazón de Palermo Hollywood con casi las mismas prestaciones, porque estamos muy cerca del polo gastronómico y comercial”, explica.

El auge del mercado inmobiliario en las avenidas de Palermo, Chacarita y Colegiales

El derrame de Palermo hacia sus barrios vecinos

“Así, el derrame de Palermo se consolidó bastante hacia la avenida Niceto Vega y hacia Córdoba, sumado a que se eliminó el puente de Córdoba y Juan B. Justo, lo que vuelve a esa zona mucho más atractiva y abierta para que los desarrolladores empiecen a apreciarla y buscar construir ahí”, continúa en relación al interés que despierta el área y a algunas de sus arterias de referencia que a veces sirven de límites barriales.

“Es una zona que además tiene mucha demanda de alquiler”, agrega Diego Rybka, director de la desarrollara Grupo Uno en Uno que se animó a comprar un terreno hace más de cinco años atrás. Adquirió el edificio en donde funcionaba el famoso HotelCar sobre la avenida Córdoba y Carranza y construyó Vitta, un complejo de viviendas que cuente con un “bosque” en el pulmón verde y conexión con la avenida Córdoba.

Palermo es una zona cotizada, pero esta parte en particular estaba un poco en retroceso, abandonada. Por eso compramos ahí recién cuando supimos sobre el viaducto y la demolición del puente. Por la mayor conectividad”, explica el desarrollador y aclara que el edificio está terminado y tiene unidades de uno y dos ambientes que suelen comprarse como inversión” a un valor de venta de 2900/m². “Los alquileres, que ya los hacen los propietarios o terceros, de los dos ambientes rondan promedio US$1000 por mes”.

Chacarita es el nuevo polo gastronómico de moda entre los jóvenes

Imanes para los jóvenes y los turistas

Palermo es definitivamente el centro neurálgico, pero Chacarita y Colegiales son el rebalse natural, retroalimentándose el uno del otro”, indica Alejandro Reyser, socio de la desarrolladora RED con presencia en el área a través de Dorrego Mío y refiriéndose al nodo del que se habló unas líneas atrás. “Los valores de Palermo son inaccesibles para muchos; entonces Chacarita y Colegiales pasan a ser excelentes opciones”, destaca.

De acuerdo con el desarrollador, en el área predomina un público joven. Según comparte, es una zona de mucho home office, con un público que tiene necesidad de buen y rápido acceso al centro, algo que caracteriza especialmente a las cuadras que nos ocupan. Para Reyser, se trata de un sector que tiene un estilo propio, con identidad, y en tiempo presente, lo que significa que está consolidada.

Los precios de su proyecto ubicado en Dorrego al 900 -una de las calles centrales del nodo- arrancan en los US$95.000 para un departamento de 45m². Además, Reyser destaca la obra en la esfera pública que, junto a la privada, impulsa los desarrollos en el área. “Desde la creación del Distrito Audiovisual por parte del gobierno de CABA, esta zona ha crecido mucho en cantidad y calidad de proyectos inmobiliarios. Pero no solo eso, florecieron las propuestas gastronómicas y paso a ser el derrame natural de Palermo”, subraya.

“Chacarita y Villa Crespo se han convertido, luego de la pandemia, en un centro de lo nuevo en la Ciudad. Son los barrios mas cool con ofertas culturales y gastronómicas y a la vez con el sabor del barrio con verdulerías y cafes para sentarse y ver pasar la vida”, relata Jorge Mazzinghi, del estudio Estudio Mazzinghi Sanchez Arquitectos que construyó Black Loyola, un proyecto de cuatro pisos sobre la calle Loyola a pasos de Ravignani. “Son 12 unidades que se venden desde los US$250.000″, detalla. El arquitecto relata que se “podría decir que es el Palermo Viejo de hace 40 años cuando ese barrio comenzó a evolucionar y luego se desdobló en Palermo Soho y Hollywood”.

Como ventaja, destaca que tanto Chacarita como Villa Crespo tienen la ventaja que para vivir no están tan invadidos por locales comerciales y están cerca de toda la movida de Palermo Hollywood. De hecho el arquitecto avanza con otros dos proyectos de la misma marca: uno sobre Ravignani y el otro sobre Fraga, ambos emprendimientos en un radio de 10 cuadras.

FUENTE:LA NACION 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS